miércoles, 20 de octubre de 2010

Ya soy un feliz ex-cliente de Digital Plus



Tras 12 años siendo cliente de la plataforma, siempre en su modalidad premium, y unos 9.000 euros estimados gastados en la misma, hoy por fin, me he decidido a darme de baja como cliente de Digital Plus.

Me sumo de esa manera al 7,6% de sus clientes que lo han hecho durante este último año, lo que ha hecho que sus ingresos se reduzcan en un 29%, según informa Estrella Digital.

¿Y cuál es la razón? En mi caso es un tema que llevaba pensando hace meses, pues la oferta de entretenimiento es lo suficientemente alta como para cuestionar la rentabilidad de esos 65 euros mensuales, la oferta de TDT es cada día más atractiva, alternativas que nos ofrece internet, etc etc.

Sin embargo, finalmente ha actuado como detonante la falta de sensibilidad de Digital Plus para sus cada vez menos clientes. Tras aceptar un descuento por parte de la operadora de 18 euros al mes, me encuentro que los dos últimos recibos vienen con la cifra sin descuento, y claro, no están los tiempos para regalar 36 euros así como así, por lo que devuelvo los recibos y planteo la reclamación a Digital Plus.

El único resultado de la reclamación es el corte de la señal. Según el Servicio de Atención al Cliente me lo han cortado por falta de pago, es un procedimiento automático, que lo hace un ordenador. Y la única solución que se me plantea es esperar sin señal hasta la resolución de la incidencia relativa al descuento, o bien pagar los recibos erróneos (reconocidos como tales por las 3 operadoras con las que he hablado), y reclamar la devolución de lo pagado de más.

Ante tal panorama, he consultado con mi ordenador, y ha decidido, automáticamente también, el darme de baja como cliente. La verdad es que la democratización de los medios tecnológicos está muy bien, parece si no, que sólo las grandes empresas tienen ordenadores que toman decisiones. El argumento del Servicio de Atención al Cliente ha sido tan ridículo como recriminarme el abandonar el privilegio de mi contrato premium, con 12 años de antigüedad. Lo sé, yo tampoco he podido contenerme la risa.

Con una gestión de las relaciones con los clientes tan nefasta auguro un futuro muy negro a esta empresa, en fin, ya es su problema.

¿Has tenido tú alguna experiencia similar?

1 comentarios:

CARLOS CUETO 21 de octubre de 2010, 12:41  

Bienvenido al club de los ex... Yo ingresé en junio... Asegúrate bien de la baja y de que dentro de 10 años no te reclamen los euritos de diferencia bajo amenaza de ASNEF... Impresentables, venden su cartera de impagados a otra empresa de recobros y te están dando la brasa dias y días... Lo he sufrido por una incidencia de hace 10 años... Son un cadáver yua como empresa